La palabra psicología está muy presente en nuestras conversaciones cotidianas. Sin embargo, esto muchas veces nos lleva a tener una idea equivocada o simplista de lo que el concepto de psicología implica, ya que es una rama muy amplia y con infinidad de aplicaciones en el mundo contemporáneo. Por desgracia, también existen gran cantidad de mitos en torno a ella, los cuales procuraremos desmontar con esta lectura.

psicología

Si tuviéramos que hacer una definición de la psicología podríamos decir que es la ciencia que busca comprender al ser humano, su vida interior y sus interacciones con el mundo que le rodea. Es decir, la psicología estudia el psiquismo humano (emociones, pensamientos, comportamientos) y cómo este interacciona en sus relaciones personales, sociales, laborales y culturales. Así, abarca todos los aspectos que tienen que ver con la experiencia humana.

¿Qué no es psicología?

Es habitual confundir la psicología con otras ramas relacionadas con el conocimiento humano, lo cual interfiere a la hora de entender el concepto en cuestión y de crear una ciencia sólida.

  • Una de las principales profesiones con la que se confunde la psicología es la psiquiatría. La psiquiatría viene de la medicina, es una rama de esta mientras que la psicología es una ciencia en sí misma. Por lo general, los psiquiatras buscan una explicación más biológica del funcionamiento psíquico, buscando desequilibrios hormonales o químicos los cuales corrigen mediante la administración de psicofármacos y que pueden combinar con psicoterapia. Los psicólogos, por su parte, analizan el origen y la causalidad del comportamiento disfuncional o de aquello que genera malestar y utilizan únicamente la psicoterapia como técnica de intervención, no pueden prescribir medicación. No obstante, para algunas patologías es necesario un trabajo coordinado y conjunto entre psiquiatras y psicólogos, además de otros profesionales, creando así una intervención multidisciplinar.

psicología

  • Es habitual confundir la psicología con ciertas pseudociencias que salen a la luz y que no tienen en la base el método científico, aunque puedan venderse como tal. Puede que fallen en alguna de las partes del método científico o que no tengan el suficiente grado de fiabilidad. Algunas de estas son la parapsicología (estudio de fenómenos paranormales), la grafología (estudio de la personalidad a través de su escritura) o las teorías irracionales como la lectura del tarot o la astrología.

¿Cuántas corrientes hay dentro de la psicología?

La psicología es una ciencia joven. A pesar de tener sus raíces en los filósofos de la antigua Grecia, no empieza a diferenciarse como disciplina propia hasta finales del siglo XIX. En ese tiempo, se han ido creando diferentes escuelas que establecen modos distintos de investigar y proceder. Todo esto contribuye a que no haya un concepto claro y definido de qué es y cómo actúa la psicología, aunque todas ellas tienen en común gran parte de su estructura. Las principales escuelas que existen en la actualidad son las siguientes:

psicología

  1. Terapia cognitivo conductual. Desde este enfoque, el terapeuta dota a la persona de herramientas para poder modificar su manera de pensar (cognitivo) y de actuar (conductual), centrándose en los problemas que están teniendo lugar en el momento de la demanda. Se asume que al ir adoptando pensamientos más racionales, las emociones que van a presentarse van a ser más moderadas y manejables, por lo que la persona se verá menos desbordada por sus sentimientos.
  2. Terapia psicodinámica y psicoanalítica. Este enfoque tiene sus orígenes en el psicoanálisis y se centra en buscar la causa del malestar de la persona, haciendo consciente lo inconsciente para poder comprender el propio funcionamiento y resolver los conflictos internos. Desde ahí, se anima al paciente modificar aquellos comportamientos que le causan malestar para aprender a manejarlos y mejorar su funcionamiento vital.
  3. Terapia humanista. Se trata de una relación igualitaria entre terapeuta y paciente, en donde se intenta sacar la mejor parte de la persona desde la aceptación incondicional y la empatía por parte del profesional. Se guía al paciente para que, por él mismo, encuentre la causa de su malestar y recupere su estado de bienestar interior.
  4. Terapia Gestalt. Es un tipo de terapia muy enfocada hacia el autonocimiento del paciente, dando prioridad a la parte emocional y el lenguaje no verbal de la persona. Se centra en sentir el aquí y el ahora, tomando conciencia de cómo piensa, siente y se comporta en cada momento para promover el crecimiento personal.

Esperamos que con este post, se haya entendido el concepto de psicología y lo que la diferencia de otras ramas, así como de las diversas escuelas psicológicas que existen.

Equipo MentalMadrid

MentalMadrid